DESTRUCCIÓN DE OLORES CON DIÓXIDO DE TITANIO

Descripción

Destruimos olores de cualquier espacio cerrado (habitaciones de hotel, oficinas, salones de reunión, contenedores de alimentos, cámaras frigoríficas, etc.) aplicando titanio, en forma de dióxido -TiO2-, sobre una parte de las superficies del área a proteger, la luz hace el resto.

Aplicando titanio, en forma de dióxido -TiO2-, sobre una parte de las superficies del área a proteger, la luz hace el resto. Cuando incide sobre el TiO2,éste  actúa como catalizador generando radicales OH (en una reacción que se conoce científicamente como fotocatálisis oxidativa avanzada), cuyo potencial redox solo es superado por el flúor, lo que provoca la oxidación, y  rotura de enlaces C-C, lo que, al fin, lleva a la eliminación de olores.

Los radicales OH convierten los compuestos orgánicos en CO2 y H2O (vapor). Habitaciones, espacios cerrados en general, con olores de cualquier naturaleza, si es orgánica, quedan perfectamente desodorizados.

Nada que ver con los típicos enmascaradores de olores. No añadimos productos químicos al ambiente. Y la aplicación del TiO2 es bien sencilla y económica. Sorprende.

Todos los contenidos de esta web son propiedad de aircare s.l.